El revolucionario rol de la IA en el turismo

Cada día son más los sectores del comercio y la industria que intensifican el uso de la inteligencia artificial IA, para incrementar sus capacidades operativas, optimizar procesos y ofrecer un mejor producto/servicio al cliente. Todo esto y más es lo que está haciendo la IA en el turismo.

Gracias a las diversas herramientas que proporciona la IA, todos los negocios que componen el sector turístico, las agencias de viajes, los hoteles, los aeropuertos, las aerolíneas… están sufriendo el inicio de una transformación total, un cambio rotundo en su forma de operar y en la manera en la que presentan la experiencia de viaje.

Realmente, la Inteligencia Artificial en la industria turística está cumpliendo un completo rol revolucionario.

 

 

¿Cómo está cambiando la IA el turismo?

 

La Inteligencia Artificial implica el uso de algoritmos avanzados y ordenadores para simular la lógica humana y poder ejecutar tareas que, hasta ahora, solo podían ser realizadas por personas. Tareas en las que se necesita reconocer, interpretar y tomar ciertas decisiones.

Así que la industria del turismo ha sabido aprovechar la inteligencia artificial y sus subcampos, como el aprendizaje automático y el aprendizaje profundo, para crear entornos y sistemas sensibles y adaptables y para ofrecer servicios que puedan responder y atender a las solicitudes y necesidades de los clientes.

La IA en la industria de los viajes agiliza casi todos los procesos. Puede hacerlo desde sistemas aislados o integrados a ciertas plataformas existentes. Como los sistemas que interactúan con los clientes, a través de una conversación, los sistemas que ofrecen recomendaciones, los sistemas que traducen idiomas o los que sirven para personalizar algún servicio.

Por ejemplo, la IA sirve para adaptar la iluminación, la temperatura y la música de una habitación de hotel, sin necesidad de que el usuario lo solicite. También está presente en la seguridad de aeropuertos, mediante los sistemas de escaneo o reconocimiento facial. O incluso en la guía para los viajeros, empleando sistemas que interpretan patrones.

Las empresas asociadas al turismo siempre deben trazar su gestión en función del cliente, en procurarle una excelente experiencia y, de esta forma, construir una buena reputación. Y la IA facilita todo esto porque, incluso sin personal, le ayuda a dar respuesta rápidamente a las demandas, a personalizar sus servicios y adaptarse a los gustos y exigencias de las personas.  

La IA también está cambiando la perspectiva del turista, facilitándole vivir sus travesías de la forma más cómoda y segura. Además, les ayuda a tener una mayor movilidad porque pone a su alcance la información que necesitan y en el idioma que más dominan.

 

 

Ejemplos de IA en la industria turística

 

Entre las principales aplicaciones de la IA en el turismo se encuentran las siguientes:

  • Atención presencial al cliente, mediante robots. Existen hoteles y aeropuertos que han agregado robots para guiar a los clientes y para responder a cada consulta. Pudiendo incluso señalar direcciones. De cada interacción humana, éstos robots aprenden continuamente. 
    • Como ejemplo de la IA en el turismo está el robot Connie empleado por la Cadena Hilton.
  • Reservas de viajes. Ahora es posible reservar alojamiento y vuelos, alquilar vehículos, reservar cruceros, paquetes turísticos y más a través de chatbots inteligentes que suplantan a los agentes de viajes. Mediante aplicaciones móviles o integrándolos a las redes sociales.
    • Otro ejemplo de la IA en el turismo es la aplicación inteligente de la agencia de viajes Expedia.
  • Procesamiento de información. Las distintas empresas del sector turístico emplean la AI para captar, interpretar y clasificar datos. De esta forma obtienen información valiosa, sin errores y de una forma rápida para: conocer al cliente, analizar tendencias, aplicar estrategias comerciales, etc.
    • Por ejemplo, gracias a la Inteligencia Artificial en la industria turística, el hotel Dorchester Collection procesa las encuestas a clientes, para conocer en tiempo real la percepción que tienen sobre la empresa.
  • Aplicaciones inteligentes predictivas. Existen Apps que ofrecen el pronóstico sobre los futuros costes de los vuelos o la predicción de precios de habitaciones en hoteles. Esto ayuda a los viajeros a conocer el momento más oportuno para reservar vuelos o el momento en el que una determinada habitación ofrecerá el precio más bajo.
    • Ejemplo: Hopper predice precios de vuelos mediante algoritmos de aprendizaje automático y una extensa base de datos.
  • Descifrar sentimientos en las redes sociales. Los hoteles y aerolíneas están empleando herramientas de análisis de sentimientos basadas en Inteligencia Artificial, con el fin de comprender las publicaciones y comentarios que realizan los clientes en las redes sociales sobre los servicios de la empresa. Sirve para evaluar la gestión del negocio y aplicar las medidas que se necesiten.
    • Por ejemplo, si un cliente presentó su malestar por un vuelo retrasado, la aerolínea le ofrecerá un descuento en su próxima reserva.





Tendencias de IA en el turismo de los próximos años

 

La IA en viajes y turismo presenta tendencias claras de continuar mejorando tanto la experiencia del viajero como la gestión y el servicio de las empresas asociadas a este sector.

En este contexto, se tienen previstos desarrollos que harán a la empresa capaz de comprender aún más al cliente y le faculten para ajustar sus servicios/productos a las necesidades de éste.

Por otro lado, los sistemas con IA ejecutarán completamente ciertos trabajos, liberando a los empleados de ciertas tareas. Lo que se traduce en la reducción del tiempo y el coste operativo. De este modo las empresas podrán ofrecer precios más competitivos.

Por ejemplo, entre las tendencias de la IA en el turismo se encuentran:

  • La gestión inteligente de equipajes en aeropuertos, mediante el uso de la robótica y la IA.
  • El autoservicio en ciertos procesos, como consultar información en aeropuertos o el check-in o el check-out en hoteles, barcos, etc., mediante la implantación de robots sofisticados y asistentes de voz.
  • La creación de paquetes de viaje completamente personalizados, a través de aplicaciones móviles.

 

 

La traducción con Inteligencia Artificial en el sector turístico

 

Normalmente, los viajes implican tener contacto con diversos idiomas. Por lo que el idioma representa una de las mayores barreras que poseen los turistas para desplazarse, conocer el mundo y descubrir las culturas locales.

La IA en la industria de los viajes también tiene aplicaciones en la traducción de idiomas. A través de la traducción automática el turista puede fluir tranquilamente en sus viajes, permitiéndole conocer, explorar y ser partícipe de las actividades propias de cualquier cultura.

En este caso, se han desarrollado sistemas y aplicaciones inteligentes para la traducción automática y traducción simultánea, mediante el procesamiento del lenguaje natural y el aprendizaje automático.

De esta forma, la traducción con IA en el turismo ayuda a que las diferencias lingüísticas no limiten al viajero. Al contrario, esta diferencia cultural será un atractivo extra en sus recorridos.



 

 

En Pangeanic nos especializamos en el procesamiento del lenguaje natural y contamos con una larga experiencia en la traducción automática y profesional para la industria turística. Proporcionamos el servicio de traducción de páginas web de hoteles, cartas de restaurantes, folletos turísticos… y cualquier otro texto o documento que necesite para su empresa.

 

cta