Todo lo que debe saber sobre la traducción automática

El uso de máquinas para traducir textos de un idioma a otro ha sido durante mucho tiempo una meta para informáticos y traductores. Fue hace unos diez años cuando la traducción automática dio su primer gran salto gracias a la aplicación práctica de técnicas como el aprendizaje automático y las redes neuronales.

 

¿Qué es la traducción automática?

La traducción automática se refiere al uso de software y tecnología inteligente para traducir textos de un idioma a otro sin la necesidad de intervención humana. Originalmente, estos sistemas estaban basados en reglas que utilizaban estructuras gramaticales y diccionarios bilingües. 

Con el tiempo, y con el fin de lograr un proceso más rápido y preciso, surgieron los sistemas estadísticos. Estos últimos se basaban en el análisis de enormes cantidades de traducciones humanas y el posterior uso de métodos estadísticos para generar un resultado de traducción.

Hoy en día, los sistemas de traducción neuronal se basan en redes neuronales y aprendizaje profundo para lograr un modelo automatizado de aprendizaje continuo y unos resultados de muy alta calidad.

De hecho, un estudio publicado el mes pasado por CSA Research predice que las tendencias actuales en el desarrollo de la inteligencia artificial darán como resultado una traducción automática que logre adaptar por completo y de manera receptiva las traducciones en función del contexto, los metadatos y los escenarios de uso.

 

Traducción automática

Traducción automática (TA)

La traducción automática (TA o MT, de machine translation en inglés) se refiere a un sistema de traducción puramente automatizado y capaz de convertir el contenido de origen a los idiomas de destino en cuestión de instantes.

Pongamos el ejemplo del Traductor de Google: esta plataforma es capaz de traducir textos con inmediatez a través del uso de algoritmos y patrones sustraídos de millones de ejemplos de textos. 

Este tipo de traducción automatizada permite que las empresas puedan traducir cada vez más contenido sin tener que sumar recursos para poder administrar los procesos de traducción.

La traducción automática va mucho más allá de convertir palabras a otro idioma. Cuando hablamos de traducción automática en Pangeanic nos referimos a un proceso adaptado a cada contexto, que mejora las traducciones mecánicas a partir de revisiones, interpretaciones y correcciones humanas.



Podría interesarle: Cómo entrenar su motor de traducción automática

 

Ventajas de la traducción automática

La traducción automática y su capacidad de implementar una primera etapa de traducción puramente automatizada brinda muchos aspectos positivos a todo aquel que requiera servicios de traducción. Y es que, en cuanto a velocidad, volumen y costes, la TA ha superado con creces las capacidades de los traductores humanos. A continuación, exponemos algunas de las principales ventajas que ofrece.

 

Inmediatez

Para grandes cantidades de textos, la traducción automática ofrece una primera capa de traducción automática que acelerará el proceso de traducción y permitirá a las organizaciones ahorrar enormes cantidades de tiempo y de dinero.

Para asegurar la precisión y la calidad de las traducciones profesionales, recordemos que es necesario contar con un traductor profesional que revise la traducción resultante, además de verificar y editar cualquier información imprecisa.

De esta forma, las herramientas de traducción automática ponen en valor la experiencia y habilidad de las personas, liberándolas de la parte más tediosa y permitiendo que focalicen su trabajo en perfeccionar las traducciones.

 

Viabilidad y escalabilidad

A lo largo de los años, la industria del lenguaje ha invertido mucho en desarrollos tecnológicos que hacen que la traducción sea más asequible y pueda servir a un público más amplio, sin comprometer la calidad de los resultados. 

La traducción automática puede ser, por tanto, una opción muy viable desde una perspectiva financiera. Si se contrata a un traductor profesional para trabajar la traducción desde cero, la factura resultante posiblemente esté por las nubes.

La automatización ofrece las herramientas de traducción necesarias para que el sistema evolucione constantemente sin tener que añadir más inversión y recursos conforme va incrementando el número de contenidos que traducir.



Gestión de contenidos

La traducción automática puede simplificar todo el flujo de trabajo mediante el proceso de automatización de las tareas relacionadas con la gestión del contenido para que lingüistas y empresas no tengan que preocuparse de administrar las traducciones en curso, reduciendo su carga de trabajo.

La automatización inteligente otorga a los usuarios la capacidad de administrar y actualizar traducciones automáticamente en un mismo espacio conectado. Esto es especialmente útil a la hora de vincular acciones a tareas, validar traducciones o correcciones, o visualizar las traducciones activas.

 

Privacidad

El trabajo remoto debido a la COVID-19 ha aumentado los costes en las brechas de seguridad en 1,07 millones de USD, según un reporte de IBM publicado este año. 

Un proceso de traducción automatizado implica menos puntos de contacto y un menor tiempo de tránsito, por lo que es probable que menos personas obtengan acceso a datos privados. Como resultado, la traducción automática ofrece a organizaciones un mayor control sobre la gobernanza de datos.

Además, algunas herramientas de traducción automática, como la anonimización, permiten traducir contenido sensible o confidencial de forma que se preservan datos personales y se protege así la privacidad y la reputación de la compañía.

 

Flexibilidad y personalización

Las herramientas de análisis profundo pueden utilizar borradores que proporcionan a los traductores automáticos frases y conceptos utilizados anteriormente, aprovechando una “memoria de traducción” que se puede personalizar para cada usuario específico.

Según el contenido exacto o la prioridad de ese contenido, la traducción automatizada puede realizar diferentes controles de calidad, como revisiones de cumplimiento del glosario o de coherencia numérica. 

Estas opciones son solo ejemplos de la flexibilidad y personalización que ofrece la traducción automática a cada organización individual.



Siga leyendo: Idiomas que desafían las iniciativas de la traducción automática

 

Consiga un socio de vanguardia para sus traducciones 

Los motores de traducción automática neuronal de Pangeanic son pioneros en la industria del lenguaje. Tanto es así que varias agencias del gobierno de los Estados Unidos y de la Unión Europea, así como organizaciones internacionales los han escogido para cubrir sus necesidades de grandes volúmenes de traducción.

El enfoque de Pangeanic combina los más altos niveles de flexibilidad, control, personalización y atención al usuario con la tecnología más puntera para ofrecer una traducción automática precisa y casi humana. ¿Quiere probar nuestra tecnología? Hable con nosotros o, mejor aún, solicite una demo.

cta demo